FORMADOR DE FORMADORES. CARACTERÍSTICAS DEL ROL


Hoy, cuando la velocidad del conocimiento es casi inalcanzable, la idea de formación nos vincula con “saber más” y “casi continuamente”. El concepto de formación se enmarca en el de Educación Permanente, que, apuesta a la educación durante toda la vida, a través de oportunidades de aprendizaje en cualquier campo, amplio o parcial del conocimiento, en busca de una mayor y mejor inserción social para cada persona.
En tiempos de la “vorágine del saber”, éste adquiere una relevancia tal, que se impone también, un primer plano, un foco de atención, para quien lo enseña y para quien se le enseña; omitirlo quizás obligue a correr el riesgo del encierro del saber en sí mismo.
Desafiando a la cultura dominante, que ubica en un lugar hegemónico al "saber saber”; en este capítulo nos ocupamos de la persona que enseña, del formador, del capacitador que permite “saber más” y de su alumno, el adulto que aprende “casi continuamente” y en su contexto laboral.
Intentamos contribuir con esta a la pérdida de ingenuidad, aquella de creer que cada vez que alguien enseña, otro aprende. Se hace evidente que las buenas intenciones no bastan; que factores tales como: la profesionalidad del formador, los modos de capacitar, el conocimiento de las características del adulto y de los contextos en los cuales se inserta, laboral o profesionalmente, hacen posible que este aprendizaje sea una realidad y a su vez se transforme en aportes para cada realidad. Las rutinas, la intuición, las prescripciones, la mera experiencia acumulada; dejan paso a una teoría que se nutre de la práctica, para volver a ella cada vez más rica y pertinente.

Entendemos por formador al docente mismo, maestro, profesor; capacitador o sea la persona con contacto directo con alumnos de cualquier nivel y modalidad del sistema educativo ya sea formal, no formal o informal
El formador de formadores es quien está dedicado a la formación de maestros, profesores; capacitadores
La figura del formador de formadores es conocida desde hace tiempo en Europa. En Dinamarca se lo denomina formador–asesor, en Francia formador de adultos, en España formador de formadores.
¿Qué caracteriza a los Formadores de formadores?:
Son profesionales que:
         Proponen el “efecto cascada”: formar a los que forman, enseñan, capacitan, coordinan grupos.
         Articulan sistemas, niveles y espacios de formación
         Ubican y “remueven” los puntos de partida de los que aprenden
         Brindan un referente, como modo de trabajo, a la hora de formar
         Promueven la generación de conocimientos
         Se dirige a adultos en el marco de la Educación Permanente
         Recuperan la práctica, la problematizan, la explican a través de la teoría, y vuelven a ella en proceso continuo e inacabado
         Indagan en competencias de los que forman, las potencia y autonomizan
         Crean una fuerte conciencia profesional y sentido de pertenencia a una comunidad científico-pedagógica con códigos comunes
         Superan el umbral de competencias para contar con una idoneidad superior a la hora de:
§  resolver situaciones imprevistas
§  alinear la capacitación a los objetivos estratégicos de la organización
§  Manejar la gestión del tiempo
§  Argumentar con solvencia suficientemente profesional
§  Contar con variedad de recursos pedagógicos
§  Captar señales débiles
§  Demostrar humildad y deseos de aprender

Comentarios