REPLANTEOS SOBRE EL MODO DE CAPACITAR

A través de los años hemos observado un incremento en el interés del capital humano y hemos podido comprobar cambios y evoluciones tanto en las áreas de Capacitación y Desarrollo como en RR HH. Por estudios realizados a nivel mundial, se sabe que la capacitación de los trabajadores aumenta la motivación y por ende, la productividad, entre muchas otras cosas (aumenta la satisfacción laboral, disminuye la rotación etc.) 
Esta situación ha propiciado que muchas empresas privadas contraten servicios profesionales externos para capacitar a sus colaboradores. A raíz de esto la producción de “seminarios enlatados” en diversas áreas del campo laboral se han desarrollado de una manera vertiginosa. Pero, ¿realmente funcionan estos seminarios? … Según estudios psicológicos, una vez terminado un seminario, solamente los primeros 30 minutos y los últimos 25 minutos, son los que rápidamente se recuerdan. El resto del seminario queda en algún lugar entre el pre-conciente y el olvido. La persona debe hacer un esfuerzo para recordar detalles importantes. Al cabo de tres meses, muy probablemente el 50 por ciento de lo que se pudo poner en práctica, también queda en el olvido, 6 horas de seminario no cambian a una persona. Los seres humanos somos complejos, re-aprender o aprender conductas se tienen que hacer de manera metódica y constante. Existen un sin fin de “resistencias” que evitan que la persona rompa ciertos esquemas aprendidos previamente, para luego internalizar otros. Los seminarios sirven, siempre y cuando se les dé seguimiento constante y adecuado, o se integren a otros planes que mantengan lo aprendido en dicho seminario. Entonces, ¿qué deben hacer las empresas para capacitar de manera efectiva? 

Los profesionales en el campo de la conducta humana, pueden elaborar planes, a corto, mediano y largo plazo de capacitación a nivel interno de la empresa. Igualmente, existen empresas de consultoría externa que pueden brindar este tipo de servicio. Pero, lo más importante, es recordar que también la capacitación depende de la disposición de la persona que la recibe, y esto tiene que ver con múltiples factores: la hora en que se da la capacitación, el lugar e incluso, las preocupaciones internas de la persona. Un ser humano, rodeado de otros e interactuando entre sí y para complementar, presencial o virtualmente, con reglas que seguir conforma una trama de hilos entretejidos que forman y forjan conductas y son procesos de aprendizaje. Por eso comprenderlo y capacitarlo, siempre va a tomar más de las 6 u 8 horas de un seminario.

Comentarios